Este es el documento conocido más antiguo de La Odisea

Este es el documento conocido más antiguo de La Odisea

   Hace algunos meses una surrealista noticia unía a La Iliada con Jennifer Lopez. En algún momento de su última película, Obsesión, aparecía un libro en inglés ‒una edición con las tapas duras de color amarillo y azul oscuro‒ que se daba a entender que era una primera edición de La Iliada. Pero primera primera, recién sacada de la imprenta por el mismísimo Homero. Como consecuencia, la búsqueda «La Iliada, primera edición» se convirtió durante varias semanas en la más solicitada en el portal de libros de segunda mano y primeras ediciones Iberlibro. Quizá los usuarios pensaban que comprar una primera edición de La Iliada por un dólar, como hace el personaje de la película, no era mal negocio, pero olvidaron el detalle de que esta obra fue compuesta alrededor del año 700 a.C., mucho antes de la invención de la imprenta en 1440 y mucho antes de que existiera el inglés como idioma.

   De hecho, de existir, tendría más bien el aspecto que muestra el documento de la fotografía, que por cierto es la copia conocida más antigua de La Odisea. Esta joya literaria es un fragmento de papiro con unas líneas de la inmortal obra homérica, fechado aproximadamente entre el año 285 y el 250 a. de C. Además de ser el primer documento conocido de la obra de la dinastía ptolemaica, el fragmento es muy curioso porque contiene tres líneas del libro 20 que no se reproducen en el texto estándar que nos ha llegado, lo cual es un testimonio de que las variaciones locales de esta famosa obra derivadas de su transmisión oral existían ya en el siglo III a. de C.

La primera copia documentada de La Odisea

La primera copia documentada de La Odisea

   El soporte en el que se reproduce la obra es el papiro, el material preferido para registrar escritos permanentes, como un contrato de matrimonio o, como en este caso, un libro. Para escribir en papiro se utilizaba un estilete, como una caña afilada o una pluma de bronce con plumín, y como tinta se solía usar una mezcla de hollín y agua.

   El papiro se encuentra en la actualidad en el Museo Metropolitano de Arte de Nueva York, después de haberlo recibido del Fondo de Exploración de Egipto en 1909. Es muy probable que el documento formara parte del cuerpo de textos homéricos de la biblioteca de Alejandría, fundada por la dinastía ptolemaica a principios del siglo III a.C. Como Homero era el poeta por excelencia de la época, su obra ocupaba un lugar privilegiado dentro las colecciones de la biblioteca, que contenían copias de los poemas homéricos de diferentes ciudades-estados, incluyendo Quíos, Argos, o Sinope. Uno de los primeros esfuerzos de los eruditos alejandrinos fue establecer un texto estándar para estas obras.

Con mayor detalle, por cortesía de Archive.org

Con mayor detalle, por cortesía de Archive.org

Comentarios

comentarios