Los regalos más famosos de la literatura

Los regalos más famosos de la literatura

   Poco a poco las calles se van cubriendo de los decorados y las luces tan características de la Navidad. Tras la resaca del Black Friday, se acerca la época de apelotonarse en tiendas y centros comerciales y de hacer colas interminables para comprar regalos. Los lectores lo solemos tener claro en cuestión de regalos: si vas a regalar algo, mejor regala un libro. Pero eso solo te resuelve una parte del problema, porque no siempre es fácil elegir el título más adecuado.

   Ahora bien, si te parece que regalar una montaña de libros a cuantos te rodean año tras año empieza a resultar algo monótono, en los últimos tiempos han empezado a surgir regalos que van más allá del típico libro pero que no salen del ámbito literario, como camisetas o muñecos. Sin embargo, si de ser original se trata, imagínate regalar regalos que aparecen en los libros. Y es que esa es precisamente la temática sobre la cual la empresa postal de Inglaterra Pack & Send ha realizado una infografía: los regalos más famosos de la literatura.

   En la lista vas a encontrar de todo. Desde los típicos regalos como joyas, ropa, juguetes o dulces, hasta regalos más curiosos como un trozo de pan, la cabeza cortada de un caballo o un caballo de madera gigante. Entre los regalos figuran algunos tan míticos y geniales como la capa de invisibilidad de Harry Potter o los zapatos de rubíes de El Mago de Oz, capaces de transportarte al instante en el espacio. Unos zapatos que, por cierto, en la reproducción que Judy Garland llevó en el clásico de Victor Fleming fueron robados de un museo y por los que actualmente un aficionado anónimo ofrece una recompensa de un millón de dólares. Aunque por un precio mucho más asequible es posible comprar una reproducción de la chocolatina de Charlie y la fábrica de chocolate.

   Eso sí, si piensas sacar alguna idea de esta lista te desaconsejamos encarecidamente regalar cabezas de caballo o cajas que contengan todos los males del mundo. Y el trozo de pan o el calcetín tampoco es que luzcan mucho.

Los regalos más famosos de la literatura

Los regalos más famosos de la literatura

Comentarios

comentarios