Elizabeth Siddal como Ofelia, por John Everett Millais

   Durante los primeros años de la Hermandad Prerrafaelita, el artista Walter Deverell descubrió a Elizabeth Siddal trabajando en una sombrerería. Después de servir de modelo para su cuadro Noche de reyes, Siddal posó para otros pintores prerafaelitas como William Holman Hunt o John Everett Millais. Pero fue el artista Dante Gabriel Rossetti quien quedó cautivado por ella. Dibujó y pintó su imagen de forma obsesiva. Siddal, que representaba para él la belleza ideal, y él mismo quedaron convertidos en una personificación de Beatriz y de Dante Alighieri. Sin embargo, lejos de ser idílica, su relación fue bastante tumultuosa debido a los coqueteos de Rossetti con otras mujeres, como Annie Miller o Fanny Cornforth. Se casaron en 1860, después de una relación de una década, y dos años más tarde Siddal murió de sobredosis. Que Siddal cayera en una profunda depresión y se hundiera más en su adicción al láudano no fue solo la consecuencia de una relación tormentosa, la muerte de su hija también fue algo decisivo. Rossetti, llevado por una pasión romántica, decidió enterrar el manuscrito de sus poemas con su esposa, pero siete años más tarde se arrepintió, quiso publicarlos e hizo exhumar el cuerpo para recuperarlos.

   El nombre de Elizabeth Siddal no solo está rodeado por el aura de la tragedia sino que se suele asociar con elementos sobrenaturales. Casi se la ve más como una figura fantasmal que como una mujer real. Es por eso que no es difícil proyectar rumores y mitos sobre su figura y sí deslindarlos de la realidad. Una de esas ideas es que Siddal sirvió de inspiración para el personaje de Lucy Westenra, la mejor amiga de Mina Murray, en Drácula de Bram Stoker. Algunos llegan incluso a afirmar que Stoker estaba presente en la exhumación de Siddal, algo totalmente imposible porque los hechos tuvieron lugar cuando Stoker era un estudiante de veintidós años que vivía en Dublín. No es difícil desmentir que Stoker hubiera estado presenta en la exhumación, pero ¿qué hay de la afirmación que dice que Lucy se basa en Siddal?

Beata Beatrix de Dante Gabriel Rossetti

   No es descabellado pensarlo. No sería la primera persona en la que Stoker se basa para escribir su novela. El propio personaje de Drácula está inspirado ni más ni menos que en el poeta Walt Whitman. Aunque, eso sí, hay que tener en cuenta que en las notas que Stoker tomó mientras escribía Drácula nunca mencionó el incidente de Rossetti y de Siddal, por lo que tampoco se puede afirmar con rotundidad que Lucy se base en Siddal. Sin embargo, sí sabemos que Stoker vivía en el mismo barrio que Rossetti y que era amigo de Hall Caine, que durante un tiempo fue secretario de Rossetti. De hecho, Stoker dedicó Drácula a Hall Caine, con un sobrenombre usado por la abuela de Caine ‒«a mi querido amigo Hommy-Beg»‒. Tal vez Stoker no mencionó nada en sus notas sobre la exhumación de Siddal pero es muy probable que conociera la historia a través de Caine y que incluso leyera su libro Recuerdos de Dante Gabriel Rossetti, publicado en 1882.

   La idea de que Stoker conocía la historia se ve reforzada por su cuento de 1892 «El secreto del oro creciente». Ese «oro creciente» no es ni más ni menos que el cabello de una mujer muerta, su característica más llamativa en vida. Su cabello crece sin parar, para acosar a su marido y vengar su muerte. El mismo detalle que Charles Augustus Howell describió cuando exhumó el cadáver de Siddal y que más tarde se acabó convirtiendo en leyenda: el cuerpo de la mujer de Rossetti se había mantenido en perfectas condiciones y su cabello había seguido creciendo después de morir. ¿Casualidad?

   Una coincidencia más. La pintura más famosa en la que aparece Siddal es probablemente la Ofelia de John Everett Millais, la doncella trágica por excelencia basada en el personaje de Hamlet. ¿Es otra casualidad que Stoker haga una mención a Ofelia en el capítulo once de Drácula? En ella Lucy escribe en su diario: «Bien, aquí estoy hoy, esperando dormir, y haciendo como Ofelia en el drama». No es cualquier mención: es el personaje de Stoker comparándose con el personaje que hizo célebre a Siddal.

   Y por si fuera poco, la famosa novela de Stoker no es la única conexión de Siddal con los vampiros. Si buceamos en el árbol genealógico de su marido descubriremos que Dante Gabriel Rossetti fue sobrino de John William Polidori, autor de El vampiro, considerada como la primera gran historia de vampiros y nacimiento del vampiro moderno ‒Polidori, a su vez, basó su personaje en Lord Byron‒. Esa relación familiar inspiró a Tim Powers para publicar en 2012 Ocúltame entre las tumbas, donde los hermanos Rossetti luchan contra su difunto tío Polidori, convertido en vampiro. Por supuesto, también hay en la novela un hueco para relatar la exhumación de Siddal. Porque tanta buena materia prima no puede desperdiciarla la literatura.

Comentarios

comentarios