Ateneo Grand Splendid en Buenos Aires, Argentina (Fuente).

Una costumbre en mis viajes adquirida desde hace años es incluir alguna que otra librería en la ruta turística. Incluso hubo un tiempo en que me gustaba dedicarles unas palabras. Si, como amante de los libros, disfruto de ellas en mis dominios, ¿por qué no hacerlo cuando viajo? Una pena que estos sanctasanctórum del conocimiento apenas vengan destacados en las guías porque hay algunas que son como el Louvre o la Capilla Sixtina de las librerías. Este hábito es la consecuencia lógica de haberme perdido alguna que otra librería espectacular en algún viaje a lugares a los que quizá ya nunca vuelva. ¿Cómo saber que esa pequeña y discreta entrada era el preludio de un fastuoso mundo libresco?

Sí, tal vez no vayas con la intención de comprar un libro. O quizá eres de los que viajas con una maleta vacía ‒o medio vacía‒ para traerla de vuelta llena de libros. Poco importa si la librería está llena de ejemplares en un idioma que no hablas y que jamás vas a aprender ‒aunque siempre puede caer algún volumen con ilustraciones‒. Pasear entre libros es uno de los mejores inventos hechos por la mano del hombre.

Por eso, para que no te pierdas ninguna de las librerías que más bonitas del mundo si es que vas a viajar próximamente, sirva esta pequeña lista de referencia. Evidentemente, se incluyen algunas de las librerías más famosas del mundo, pero también hay alguna que otra joyita menos conocida.

https://www.instagram.com/p/BjgJW0EgUTL/

Librería Lello en Oporto, Portugal

Los hermanos Lello, José y Antonio, amaban tanto los libros que en 1881 decidieron abrir una librería y una editorial propia. Más tarde rediseñado por el famoso ingeniero de librerías Francisco Xavier Esteves, la belleza de Livraria Lello es casi abrumadora con elaborados tallados en madera, vidrieras y bustos de famosos escritores portugueses. Si por algo ha saltado a la fama este establecimiento es por haberse rodado en él diferentes escenas de las películas de Harry Potter. Como es lógico, es una librería muy concurrida, por lo que lo recomendable para poder disfrutarla es ir a primera o a última hora del día. No está de más decir que la entrada cuesta cinco euros, aunque te la descuentan si compras algún libro.

https://www.instagram.com/p/-ME-GPDZ_m/

Librería Bardón en Madrid, España

Con casi 70 años a sus espaldas, este rincón situado en el corazón de Madrid, en la plaza de San Martín, está considerado como la librería anticuaria de referencia en España. El espacio contiene libros de un gran valor histórico y literario.

https://www.instagram.com/p/BTr41d_hPnq/

Mapas y Compañía en Málaga, España

Esta librería especializada en viajes es probablemente la más bonita de Málaga. Su diseño, en el que predomina la madera, invita a la contemplación no solo de sus libros, cuadernos y guías sino de todo el conjunto. Enamora especialmente la gran cantidad de globos terráqueos y aerostáticos que hay repartidos por toda la tienda. Un lugar ideal para soñar con dar una vuelta al mundo.

Les touristes

A post shared by Marilyn Manolakas (@marilyn_leigh) on

Shakespeare & Company en París, Francia

Esta librería situada en la Rue de la Bûcherie en París, fue fundada por un estadounidense George Whitman en lo que originalmente era un monasterio del siglo XVII. Ya hemos hablado de ella en alguna ocasión, porque la gran protagonista de la novela de Jeremy Mercer titulada La librería más famosa del mundo. No es solo que visualmente sea espectacular, es que la historia que hay detrás de Shakespeare & Co hacen de este un sitio único. Como detalle, simplemente decir que desde hace décadas se ha convertido en un refugio para escritores noveles y no tan noveles, que podían hospedarse en ella a cambio de ejercer como libreros. Es una de las muchísimas curiosidades que se pueden mencionar sobre este templo de los libros.

https://www.instagram.com/p/BNPbO76gOdc/

Merci Used Book Cafe en París, Francia

Ahora que las cafeterías librerías están tan moda, por aquello de tomar un café mientras ojeas algún libro, imposible no mencionar a Merci Used Book Café. Situado en el 111 del boulevard Beaumarchais y muy próximo al Centro Pompidou, en esta librería de decoración industrial puedes combinar comida y libros. Cuenta con un fondo de más de 10.000 libros usados, muchos de ellos donados por los propios clientes, y además de manosearlos mientras te tomas un café puedes comprarlos por un precio que ronda entre los 2 y los 20 euros.

https://www.instagram.com/p/Bj7sG6In1W3/

Daunt Books en, Londres, Reino Unido

Daunt Books fue fundada en 1990 por James Daunt en las hermosas instalaciones eduardianas del 83 Marylebone High Street en Londres, en un edificio construido originalmente para los anticuarios Francis Edwards en 1910. En el corazón de la tienda hay una larga sala principal, con galerías que tiene como foco una hermosa ventana arqueada acristalada con vitrales. Al estar especializada en libros de viajes, los ejemplares se organizan por países, independientemente del tipo de libro. Pasear por ella es como dejarse llevar por un barco que puede transportarte de una tierra a otra con unos pocos pasos.

https://www.instagram.com/p/Bk3NtzglB8z/

Hatchards en Londres, Reino Unido

Aunque la librería de la Universidad de Cambridge es técnicamente la librería más antigua de Gran Bretaña, Hatchards, que está en activo desde 1797, es una de las más aristocráticas. Suministra libros a la reina y además ha contado entre sus clientes a personalidades como Oscar Wilde, Lord Byron o Benjamin Disraeli. Hoy en día conserva ese espíritu de los días pasados, con un interior que recuerda a una casa antigua y laberíntica, con seis pisos de habitaciones pequeñas, todas unidas entre sí y enroscadas alrededor de una escalera central.

https://www.instagram.com/p/BjwWRWrhZ0c/

Word on the water en Londres, Reino Unido

Word on the water es una curiosa librería construida en un barco. Desde su apertura en 2011, se ha convertido en un lugar lleno de encanto tanto para lectores como para curiosos en el que se podía navegar entre cientos de títulos al mismo tiempo que se navegaba por las aguas del canal (era posible notar el barco meciéndose bajo los pies). Antes paraba en cuatro lugares diferentes, viajando desde Camden Lock, Angel, Hackeny y Paddington, pero hace un tiempo perdió su licencia y estuvo a punto de desaparecer. Sin embargo, gracias a más de 6.000 firmas, se consiguió lanzar una petición para encontrarle un amarre permanente en el canal y lograron salvarla. Finalmente se estableció en Granary Square, al lado de la estación de King´s Cross.

Barters Books. Ridiculous!

A post shared by Jonny Snowball (@jonnysnowball) on

Barter Books en Alnwick, Reino Unido

Encender una chimenea en una librería no parece la mejor idea del mundo, pero se agradece sentarte a leer frente a ella en invierno, cuando el frío pega fuerte. Situada dentro de una estación de ferrocarril victoriana abandonada, esta gigante librería de segunda mano ha respetado gran parte del diseño original. Cuenta con una sala para niños y una gran estancia con más de cuarenta vitrinas llenas de valiosísimos libros de anticuario.

https://www.instagram.com/p/BjPwhrzAYFL/

Librería Leakey, Inverness, Escocia

En un antiguo edificio que antes ocupó una iglesia, hoy funciona esta adorable librería de segunda mano, una de las más grandes de Escocia, en la calle principal de Inverness. Al calor de una gran estufa de leña, pilas y pilas de libros usados esperan al lector curioso que, sin dudas, disfrutará perderse en los pasillos de esta original tienda. Además de libros tiene una interesante sección de láminas.

Librería Acqua Alta en Venecia, Italia

Pocas librerías consiguen sintetizar también el espíritu de una ciudad como lo hace Acqua Alta con Venecia. Acostumbrados a las inundaciones, uno de los peores enemigos de los libros, los venecianos creadores de Acqua Alta decidieron amontonar libros y más libros en góndolas, como si fueran estanterías. Eso sí, no todos los libros están a salvo. Algunos de los que se echaron a perder fueron reconvertidos en una espectacular escalera, que se encuentra situada dentro de un patio. Si por algo merece la pena visitar Acqua Alta es, sobre todo, porque se aleja muchísimo del concepto de librería tradicional que tenemos.

Boekhandel Dominicanen en Maastricht, Países Bajos

A lo largo de su ajetreada historia con diferentes invasiones y luchas religiosas, las iglesias de Maastrich sufrieron asaltos, secularizaciones, ataques iconoclastas, etc. Con el tiempo algunas iglesias al culto y otras se destinaron a usos civiles, con mayor o menor fortuna. Este es el caso de Boekhandel Dominicanen, un ejemplo de cómo una obra de arte se puede usar en algo tan práctico e interesante como una librería. Situado en una iglesia dominicana del siglo XIII, en pleno centro de la ciudad, esta librería se integra perfectamente en la arquitectura de la antigua iglesia.

https://www.instagram.com/p/BY7sYcyHBmV/

Cărtureşti Carusel en Bucarest, Rumanía

Construida en la década de 1860 y más tarde transformada en la sede del banco Chrissoveloni, esta librería rumana tiene más de tres kilómetros cuadrados de extensión, con un restaurante y una arquitectura espectacular que no tiene nada que envidiar de una galería de arte. A finales de la década de 1990 y principios del 2000, el edificio cayó en decadencia, hasta que en 2015, después de cinco años, concluyó un proyecto de rehabilitación que dio como resultado la maravilla que es hoy.

https://www.instagram.com/p/Bj8z9SpDUgL/

Atlantis Books en Santorini, Grecia

La historia que hay detrás de Atlantis Books daría para una buena novela. En la primavera de 2002 dos jóvenes universitarios llamados Oliver y Craig pasaron una semana en la isla de Santorini. La tierra los inspiró y como no había librerías, decidieron abrir una mientras bebían vino. Oliver la llamó Atlantis Books y a Craig le pareció bien. Más de una década después, se ha convertido en una librería llena de personalidad, que organiza infinidad de eventos como lecturas, proyecciones y fiestas variadas.

Hidden gems ⭐️⭐️

A post shared by Ada Rubin (@ada.nyc) on

Housing Works Bookstore Cafe, Nueva York, EE. UU.

Enclavada en el corazón del Soho, a esta escondida joya se accede por una gran escalera de caracol, que da paso a varias columnas decorativas y, sobre todo, filas y filas de libros iluminados bajo el cálido resplandor de bombillas. Muchos de sus libros son donaciones, su personal está compuesto casi exclusivamente por voluntarios y la totalidad de sus ingresos se destina a personas sin hogar con SIDA. Se organizan eventos especiales muchas noches de la semana y casi todos los fines de semana se celebran bodas.

#albertinebooks

A post shared by Lestat Thaddeus (@lestatthaddeus) on

Albertine Books en Nueva York, EE. UU.

Escondida dentro de la histórica mansión de Payne Whitney, en la Embajada de Francia en Nueva York, esta pequeña librería es la única de Nueva York dedicada exclusivamente a libros en francés e inglés con más de 14.000 títulos contemporáneos y clásicos. Su particularidad más importante es el techo que tiene en el piso de arriba. De Albertine Books bien podría decirse que es la Capilla Sixtina de las librerías.

https://www.instagram.com/p/Bj-Z-kPlWzq/

The Last Bookstore en Los Angeles, EE. UU.

The Last Bookstore es la librería más grande de California. En sus inicios en 2005 su creador, Josh Spencer , vendía de todo en un loft en el centro de Los Ángeles, desde coches hasta ropa, pero decidió centrarse en su verdadero amor: los libros. Su nombre fue elegido con ironía, en una época en la que se supone que las librerías físicas mueren como dinosaurios por el impacto meteórico de Amazon y los libros electrónicos. Cuenta con más de 250.000 libros nuevos y usados en dos plantas. Además, incluye decenas de miles de registros de vinilo.

Topanga needs an outdoor bookstore like this one in Ojai! Photo by @chelseahallh.

A post shared by Sophie Zeiler (@sophiezeilerhomes) on

Bart’s Books en Ojai, EE. UU.

Conocida por ser la librería independiente al aire libre más grande de EE. UU., Bart’s Books tiene detrás una curiosa historia. En 1964 el creador de Bart’s Books, Richard Bartinsdale, había acumulado tantos libros en su biblioteca personal que decidió meterlos en cajas y ponerlas en la acera para que todo el que pasara por la calle pudiera curiosear libremente. El sistema de ventas que estableció en aquel momento es el que se ha mantenido hasta hoy en día: en lugar de una caja registradora, había latas de café encima de las cajas de libros y la gente, al elegir algún título, deja en las latas el dinero que considera adecuado. Aunque parezca increíble Bart’s Books es posible encontrarse con primeras ediciones inusuales, agotadas y con libros de arte valorados en miles de euros.

Cafebrería el péndulo | Polanco #cdmx #vscospb #ATWMexicoCity

A post shared by Miguel Lugo (@botasdeplata) on

Cafebrería El Péndulo en Ciudad de México, México

Otra combinación de café y libros que ha dado como resultado el hermoso término «cafebrería». Con seis sucursales, en Ciudad de México, el encanto de El Péndulo reside en su arquitectura abierta y luminosa, de decoración ecléctica, y en un ambiente que está lleno de hojas por todas partes, dando la sensación de que se está visitando un bosque lleno de libros. Además de contar con restaurantes y bares, El Péndulo cuenta con una sala por la que han pasado infinidad de artistas, convirtiéndose en un centro cultural lleno de música, arte escénico, poesía, pintura, etc.

Ateneo Grand Splendid en Buenos Aires, Argentina

Que una librería se ubique en un antiguo teatro no es ninguna novedad, pero si hay una librería emblemática que lo haya hecho esa es el Ateneo Grand Splendid, situado en en Avenida Santa Fe 1860, en el barrio de Recoleta, Buenos Aires. Este local conserva la arquitectura original del teatro Gran Splendid, inaugurado en 1919, pero readaptado para funcionar como librería a partir del año 2000. Con una inversión millonaria, el estudio del arquitecto Fernando Manzone mantuvo el esplendor del desaparecido teatro, con la cúpula pintada, los balcones originales, la ornamentación intacta y hasta el telón de terciopelo. Antes de ser librería el Grand Splendid fue también un local donde se hacían actuaciones de tanto, una estación de radio y un cine.

POPLAR KID’S REPUBLIC, BEIJING, CHINA  Esta particular librería para niños de Beijing fue diseñada por Keiichiro Sako, un arquitecto que derrocha imaginación para conseguir que el espacio sea como un sueño infantil: formas y colores imposibles, diversión, originalidad… En definitiva, un ambiente que anima a los niños a disfrutar de los libros. La sala de actividades del primer piso envuelve a los niños en cintas con todos los colores del arco iris y los colores y curvas toman forma de estantería-tobogán o de bancos-escondite donde refugiarse para leer. Todo un mundo abierto a la imaginación para disfrutar como niños. #poplarkids #library #libreriasasombrosas #bibliotecas #leer #lee #beijing #china #lector #lectura #bookstagram #books #libros

A post shared by ⭐Acuarela Martínez⭐ (@acuarela004) on

Kid’s Republic en Pekín, China

Diseñado por la editorial japonesa de libros infantiles SAKO, Kid’s Republic es una librería que rompe con el concepto tradicional de librería porque está dirigida especialmente para niños. La explosión de colores y el diseño imaginativo de la tienda es una pasada. Su objetivo es proporcionar a niños y padres, además de libros especializados, un entorno de lectura relajante. Cuenta con colores audaces, acogedores espacios de lectura y cientos de historias para inspirar grandes imaginaciones. Con sus extraños rincones de lectura, esta librería es el sueño hecho realidad de cualquier niño lector.

https://www.instagram.com/p/BfUfJL8gWo-/

Librería Zhongshuge en Hangzhou, China

De esta librería ya hemos hablado en alguna ocasión en La piedra de Sísifo. Está construida estratégicamente para hacer sentir a sus usuarios un cierto vértigo: su diseño, con multitud de ilusiones ópticas que juega con las alturas a través de techos con espejos, hace que Zhongshuge dé la sensación de un espacio infinito, compuesto únicamente de libros. Eso sí, de libros y de cojines para dejarte caer en ellos con un buen libro entre las manos.

https://www.instagram.com/p/Bjj9SNQBNGS/

Book and Bed en Tokio, Japón

Si eres de los que te quedas durmiendo cuando lees, Book and Bed es tu sitio. No se trata exactamente de una librería sino de un hostal lleno de libros. A decir verdad, no es exactamente el sitio más cómodo del mundo para dormir a pierna suelta ni para leer tranquilamente, pero si te apasionan los libros pasar al menos una noche aquí será toda una experiencia.

Comentarios

comentarios