La caída de Gondolin (Fuente).

Parece increíble, pero aunque Tolkien murió en 1973, todavía sigue publicando libros. Durante décadas, su hijo y albacea literario, Christopher Tolkien, ha guardado, clasificado, catalogado y editado los documentos de su padre, creando nuevos libros a partir de manuscritos inacabados e inéditos. La mayor parte de esas narraciones profundizan en la historia de la Tierra Media. Ahora, con el último libro de Tolkien, puede que esas novedades por fin lleguen a su fin. Según informa el crítico Andrew Ervin en The Washington Post La caída de Gondolin sería la última historia de Tolkien que su hijo tenía guardada en la recámara.

Aunque sea la última en ser publicada, en realidad se trata de una historia temprana, y fundamental para el concepto de la Tierra Media. Fue escrita por primera vez en 1917, cuando el autor se recuperaba en un hospital después de la Batalla del Somme. «Es la historia de una búsqueda con un héroe reacio que se convierte en héroe genuino; es la base para todo lo que Tolkien escribió después», dijo John Garth, autor de un libro sobre la experiencia de Tolkien en la Primera Guerra Mundial, en The Guardian». Y añadió: «Tiene un señor oscuro, nuestro primer encuentro con orcos y balrogs; en realidad Tolkien se prepara para lo que haría más tarde».

Como cuenta Christian Holub en Entertainment Weekly, el nuevo libro relata la historia de Tuor, un hombre que vive en una era donde el mundo está dominado por el señor oscuro Melko, conocido en otros libros de Tolkien como Morgoth. Solo un lugar, la ciudad élfica secreta de Gondolin, ha resistido a su reinado, y Tuor es enviado a buscar ese lugar. Lo hace, pero también lo hacen las fuerzas oscuras de Melko.

Holub explica que Tolkien reescribió la historia varias veces, cambiando detalles y atributos de los personajes. En 1951, Tolkien intentó escribir una versión más narrativa de la historia, en comparación con las versiones mitológicas y épicas anteriores, pero abandonó la idea ante el escaso interés de su editor. El volumen de La caída de Gondolin recopila todas las versiones, incluidas las notas históricas y las explicaciones de Christopher Tolkien.

El año pasado el hijo de Tolkien publicó Beren y Luthien, el segundo de lo que su padre consideró los tres grandes cuentos de los orígenes de la Tierra Media. En el prólogo, Christopher Tolkien comentó que aquel era el último trabajo que editaría, y posiblemente el último trabajo oficial en la obra de su padre, así que fanáticos y eruditos de la obra de su padre se sorprendieron cuando a principios de este año anunció que planeaba publicar La caída de Gondolin, el tercer y último gran cuento. Si bien ninguna de esas narraciones tenían la calidad del viaje de Bilbo o de Frodo Bolsón, son muy importantes por lo que representan. Antes de las aventuras de los hobbits, Tolkien pasó décadas creando un mundo entero, una hazaña que pocos escritores han logrado con tanto éxito. De hecho, si El hobbit y El Señor de los Anillos casan tan bien es porque comparten un contexto cultural, con una historia y un idioma propios.

Aunque Christopher Tolkien haya dicho lo contrario, no es del todo seguro que nadie rebusque entre los papeles de su padre en busca de nuevas obras inéditas. Si es que todavía quedan, porque desde la década de 1970 el hijo del autor ha editado veinticuatro libros con los escritos de Tolkien, incluyendo El Silmarillion, una historia de los elfos, una serie de doce volúmenes de la Tierra Media, los grandes cuentos, así como libros de escritos académicos. Lo único que está claro es que hay más contenidos de la Tierra Media en camino, incluso aunque no provengan de la mano de Tolkien. Su hijo vendió los derechos televisivos de la obra de su padre a Amazon, por lo que es más que probable que en algún momento haya nuevas adaptaciones basadas en el mundo de fantasía de su padre.

Comentarios

comentarios