Una de las herramientas que las sociedades modernas ofrecen a sus ciudadanos para mantener una buena calidad de vida son los seguros. Con estos instrumentos se protege a las personas ante situaciones y conflictos inesperados.

La contratación de un seguro va a variar en dependencia de factores como la edad, la intención, la situación socioeconómica, el sexo, el estado civil y a quién o de qué se quiere proteger al asegurado… El mercado actual ofrece un tipo para cada necesidad a cubrir.

Tipos de seguros y ventajas del seguro de hogar

Existe una más que amplia variedad de seguros, aunque, de manera general, pueden incluirse dentro de estos tres grandes grupos: a las personas, al patrimonio y por prestación de servicios. De todos ellos, los seguros de hogar forman parte de los más demandados, junto a los de salud y automóvil.

Estas son las 10 ventajas que se reciben al contratar un seguro para la vivienda que hay que conocer.

1.      La responsabilidad civil

Fundamento básico para contratar un seguro de hogar. Es el documento que asegura al propietario de la vivienda la protección frente a posibles daños que el propio inmueble pueda llegar a generar a un tercero. No son pocos los casos de fugas de agua, por ejemplo, que afectan a las viviendas inferiores. Si esto llegase a ocurrir, el propietario quedaría cubierto y sería el seguro el encargado de arreglar el problema, así como de pagar la indemnización al vecino.

2.      Cobertura por robo

Las crisis económicas son propicias para el aumento de robos y asaltos a viviendas, por lo que, desgraciadamente, cada vez son más comunes. La contratación de un seguro que se haga cargo de las pérdidas en caso de que esto llegase a ocurrir es una de las herramientas que más tranquilidad ofrece a los inquilinos y propietarios, sobre todo cuando están de vacaciones.

3.      Daños materiales propios

Las roturas de cristales, los daños producidos por un atasco, la rotura de un electrodoméstico… Dependiendo de las circunstancias en las que se produzca el daño, estos objetos y elementos quedarían cubiertos.

4.      Por incendio

El número de incendios en los hogares españoles ronda los miles al año. Cualquier error en la cocina o una mala instalación eléctrica puede producir fuego, originando grandes pérdidas. Un seguro del hogar cubriría los daños en ciertos casos, dependiendo del origen del fuego y según las condiciones generales de cada compañía de seguros.

Educación financiera seguro hogar

5.      Accidente grave

Los accidentes graves son de baja incidencia, pero muy costosos, ya que la vivienda podría quedar completamente destruida. En estos casos, si no se cuenta con las coberturas necesarias, la familia quedaría completamente arruinada.

6.      Defensa jurídica

Desgraciadamente abundan los litigios entre vecinos. El servicio de defensa jurídica se ofrece en los seguros del hogar, apoyando en las reclamaciones, así como en la defensa.

7.      Fenómenos atmosféricos

El cambio climático ha aumentado las probabilidades de lluvias torrenciales, granizo fuerte o viento huracanado… elementos naturales que pueden causar grandes daños a la vivienda y, con un seguro de hogar, no estarías desprotegido.

8.      Servicio de urgencia

En una urgencia, contar con el apoyo y la ayuda necesaria rápidamente de la compañía aseguradora para solucionar el problema es un servicio añadido que se puede solicitar si se desea.

9.      Trabajos especiales domésticos

De forma excepcional es posible incluir en las coberturas los trabajos domésticos, como un servicio de bricolaje o de ayuda para cualquier trabajo dentro del hogar. Especialmente indicado para personas mayores que no puedan realizar labores especiales, como cambiar una ventana, montar una estantería, cambiar una puerta…

10.  También las mascotas

No solo las personas quedan protegidas ante cualquier incidencia, también los animales de compañía que se tengan como mascotas quedan protegidos, así como el daño que puedan ejercer sobre enseres o terceras personas.

Comentarios

comentarios