Traducida en España como Traidor en el Infierno o Stalag 17 su título original es la película que hoy traigo para comentar, una película antigua en blanco y negro ambientada en la II Guerra Mundial, concretamente en el campo de prisioneros de guerra alemán nº 17 o Stalag 17 de ahí el título.

A priori una película sobre las vicisitudes de un grupo de prisioneros de guerra poco tiene que ver con el ajedrez y así es en gran parte de la película protagonizada por William Holden en el papel del típico buscavidas americano capaz de adaptarse y sobrevivir en cualquier situación por adversa que esta sea, en este caso trapicheando con los víveres y tabaco entre presos y guardias, haciendo apuestas etc.

Todo ello sin embargo le granjea la antipatía cuando no enemistad declarada de algunos compañeros de barracón, más aún cuando se frustran intentos de fuga que acaban con la muerte de los presos en las fallidas fugas y las sospechas de un chivato comienzan a recaer sobre él. Las cosas se complican más con la llegada de dos nuevos presos al barracón acusados de un ataque contra las tropas alemanas y la ocultación de uno de ellos para ayudarle a escapar de la ejecución.

¿Y el ajedrez? Resulta que un tablero de ajedrez y una bombilla que cuelga de un cable tendrán la clave para descubrir al topo que delata todos los intentos de fuga.

Película entretenida que combina el drama de los presos de guerra con algún momento cómico marca del director Billy Wilder, e incluso alguna alusión velada a la homosexualidad. Ademss del buen trabajo interpretativo de Holden que le reportó el Óscar al mejor actor en 1954 destacar en el reparto a Otto Preminger aclamado director de peliculas como Laura,Exodo, y Anatomia de un Asesinato y una original forma de incluir el ajedrez como elemento dramático capaz de determinar la muerte en una película.

Valoración: 6/10

Ficha Técnica:
Año: 1953 Duración: 120 minutos
Dirección: Billy Wilder
Reparto: William Holden, Don Taylor, Otto Preminger, Robert Strauss, Harvey Lembeck, Richard Erdman, Peter Graves, Neville Brand, Sig Ruman,
Michael Moore, Peter Baldwin

Comentarios

comentarios