Conseguir un equilibrio entre las creencias espirituales y el pensamiento crítico, es algo necesario cuando se quieren vincular biblia y filosofía. Diferentes escritores han considerado al libro sagrado del catolicismo como una guía espiritual y de pensamiento. Mientras otros, le consideran como base para las creencias de otros y no las propias.

Por otra parte, la filosofía ha sido considerada como una de las ciencias más interesantes, al estudiar las causas y efectos de todo lo que nos rodea. Es así, como considerar estas dos interesantes maneras de ver el mundo, en una sola, se convierte en una disyuntiva de gran interés. Te invitamos a conocer un poco más sobre ella.

¿Están realmente alejadas la biblia y filosofía?

Con la posibilidad de conocer las raíces de cada uno de estos aspectos, uno, como la ciencia del conocimiento y el otro, como la historia del mundo. Muchas personas han considerado que la biblia no podría acercarse tanto a la filosofía. Esto debido al hecho de que de cierto modo, la filosofía podría cuestionar a Dios y sus designios.

Pero nada está más alejado de la realidad, para muchas personas, la filosofía aplicada a la biblia, podría ser una buena forma de entenderla. La filosofía es capaz de cuestionar muchas cosas, como el origen de la vida o la certeza de que existe la reencarnación. Al mismo tiempo, la biblia puede ofrecer ciertas respuestas a estas mismas interrogantes.

Es necesario considerarles como conceptos paralelos, pero que, al mismo tiempo, pueden tener una relación de respeto. Leer la biblia sagrada gratis puede asomar algunas de las representaciones más interesantes sobre la filosofía. En 1 Corintios 1:23 se da a entender que la filosofía de los romanos es limitada, pues son humanos.

Este tipo de conceptos es lo que hace que muchas personas las vean como formas poco compatibles de mirar el mundo. Pero la verdad es que, la biblia solo relata algunas de las percepciones que se tenía de la filosofía en aquella época.

Filosofía y religión

¿Puede un cristiano ser filósofo?

El estudio de la filosofía es algo que comúnmente se relaciona con la falta de creencia en Dios o el cuestionamiento de la biblia. Pero esto no es más que una mala percepción que existe sobre esta ciencia, pues la verdad, no condena, ni critica a la biblia.

El conflicto entre biblia y filosofía proviene en cierta cantidad, del desconocimiento. Un cristiano está completamente capacitado para estudiar filosofía, nada en su religión le prohíbe hacerlo. Muchas personas consideran que este estudio es, incluso, una vía para comprender al ser humano, algo que muchas veces podría ayudar a comprender el mundo.

Es común escuchar que el estudio de la filosofía solo haría que un cristiano comprendiera que Dios es una verdad absoluta. Cuestionar y tener un pensamiento crítico fue algo común para los no cristianos en épocas pasadas, lo que también generó una buena serie de conflictos. Pero actualmente, hay una mejor compatibilidad. Un gran ejemplo de esto está representado por la figura de famosos filósofos como Santo Tomás Aquino y Blaise Pascal.

¿Debe haber entonces una mezcla entre biblia y filosofía?

Hay muchos de los filósofos antiguos que vivieron en culturas que desvariaban entre el monoteísmo y el politeísmo. Esto no excluye a aquellos de la nueva era, donde creer en Dios ha sido uno de los temas más cuestionados. Pero todo esto no aleja a Dios de la filosofía, para algunas personas, es un tema que esta ciencia ni siquiera busca tocar.

Al hablar de biblia y filosofía se hace evidente que hay mucho que entender, la biblia podrá ayudar a comprender a Dios. Mientras por otra parte, la filosofía podría ayudar a comprender al hombre. De esta forma, son dos extremos de un conocimiento totalitario, que quizá justifique el por qué deben mantenerse más cerca.

Comentarios

comentarios